>EL JEFE DE MI ESPOSA III

>Por asuntos de trabajo tuve que salir fuera del Cd. Y esto fue aprovechado por los amigos de mi esposa
Como en mis anteriores relatos he comentado mi esposa inició una relación amorosa con el Sr. David, su jefe desde el año pasado, misma que se ha mantenido hasta hoy, como recordarán fue por una salida a un antro que indirectamente por el Sr. David conoció al Sr. Ricardo, este último empezó a cortejar a mi esposa quizás en el entendido que siendo ella casada y teniendo a la vez un romance con su jefe sería una mujer fácil de llevar a la cama, al menos así lo pienso yo, fue a principios de febrero que ocurrió lo que en esta ocasión ocupa mi relato…

Ahora mi esposa tiene dos “amigos” obviamente el Sr. David no sabe que Don Ricardo tiene una relación con su amante, aunque mi esposa me lo definió de esta manera ‘tú eres mi esposo y el amor de mi vida, Don David es algo así como mi amante y con quien tengo ratos de placer y Don Ricardo es mi “amiguito” íntimo’ esto último es debido a que el Sr. Ricardo casi no le hace caso a mi esposa, es decir con el Sr. David sale a cada rato y le da dinero y de vez en cuando uno que otro regalo, es una relación como si fueran novios y el Sr. Ricardo es todo lo contrario ya que él solo le habla para llevarla al motel y no le da dinero ni mucho menos regalos.

Resulta que el día 29 de enero por razones de trabajo tuve que salir a Cancún, Quintana Roo, como todo matrimonio en estas circunstancias cuando me despedí de mi esposa en la terminal del A.D.O. se puso un poco triste, pero me regaló una sonrisa cuando le dije “solo no te vayas a portar mal ¿eh?” sabiendo ella a lo que me refería me sonrió y me dijo ‘eres un menso’ nos dimos un largo beso y después abordé el autobús el cual salió a las 20:35 hrs. De Orizaba el viaje a mi destino duraría 23 hrs.

Al día siguiente me encontraba en Villahermosa, Tabasco serían quizás las 11:00 de la mañana cuando mi esposa me llamó al celular (móvil) ¿hola, como estás -me preguntó- ¿ya desayunaste?’ ‘si gracias estoy bien –contesté- el camino es muy tedioso pero ya falta menos y tú como estás’ ‘bien –respondió- solo extrañándote’ ‘yo también te extraño –le dije- pero piensa que será solo poco tiempo que esté fuera de casa, anoche, ¿cómo te lo pasaste te fuiste con tu mama?’ a lo que ella me dijo ‘mira… quieres que te diga la verdad?’ ‘obviamente’ respondí entonces ella me comentó lo que continuación intentaré describir:

Cuando vi que se fue tu camión me sentí muy tiste de que te fueras, la verdad es que te empecé a extrañar, de regreso a la casa me fui a algunos locales comerciales a comprar algo y distraerme, pero no me sentía bien y… la verdad le hablé a Don Ricardo para intentar distraerme’ ‘y que pasó –pregunté- saliste con él’ ‘si… de hecho… pasé la noche con él -respondió y se quedó callada un par de segundos después siguió- pero me siento muy mal porque … pues tú tan lejos y yo ando aquí con estas cosas’ no supe que decirle pero le contesté ‘no te preocupes amor, tú sabes que te amo y que nada va a cambiar eso, por favor disfruta el momento y cuando regrese me cuentas todo ¿sí?’ ‘si amor, te amo cuídate’

Esta fue la conversación que mantuvimos y en ese momento tuve una erección enorme y solo imaginaba a mi esposa con el Sr. Ricardo que aprovechaba muy bien los beneficios de una esposa a la que su esposo se fue de viaje.

Las siguientes veces que me llamó me dejaba entre ver algunos comentarios que indicaban que ella seguía viéndose con sus amigos yo por mi parte no cabía en mi excitación imaginaba cada una de las noches que ella estaba en casa con la oportunidad perfecta para sus amigos de ir a verla o invitarla a salir

Yo salí de Cancún el día 12 de febrero llegando a casa la madrugada del día 14 a las 1:45 A.M. aunque ya le había avisado a mi esposa que pronto volvería a casa no le quise confirmar la fecha por que quería llegar de “sorpresa” y justo lo que imagine encontré en casa: cuando llegue a mi casa toque a la puerta y pasaron como 5 minutos antes de que abriera mi esposa cuando me vio no pudo ocultar la sorpresa que le ocasiono verme ‘ya llegaste’ me dijo y de inmediato note que algo ocurría, entre a la casa y abrace fuertemente a mi esposa la bese como desesperado mientras la tocaba en los senos y nalgas, al intentar quitar su bata ella solo me dijo en voz baja ‘esta Don Ricardo en la recámara’

No se pueden imaginar de verdad como me sentí en ese momento, mi corazón comenzó a latir con fuerza y me volví presa de los nervios como si el intruso en la casa fuera yo, mi esposa noto mi nerviosismo y preocupación, sin embargo en su rostro la veía divertida como si le causara gracia la situación yo por mi parte me metí de inmediato al baño y desde ahí le grite a mi esposa ‘tengo hambre amor voy a comprar unos tacos o unos jochos (hot dog)(en estos lugares los puestos de tacos terminan de vender hasta altas horas de la madrugada) en cuanto salí del baño me dirigí a la puerta y salí casi corriendo como si fuera yo quien debía huir del lugar, tardé en regresar como unos 20 minutos…

Cuando regresé mi esposa estaba sonriente y tan luego me vio me dijo ‘pinche Lalo, te pasas’ y se echó a reír en ese momento me sentí como un autentico estúpido, de nuevo abrace a mi esposa y le dije ‘cuéntame todo, por favor’ ella se empezó a reír y me dijo ‘huy amor es que necesito mucho tiempo para contarte todo’ al escuchar tuve una erección que casi me hace eyacular misma que ella noto de inmediato ‘pero mira como te pones –me dijo- y eso que todavía no te cuento nada’ ‘cuéntame desde el principio’ le dije y ella me dio un beso y me respondió ‘te amo’ me abrazo y me llevo hacia la recamara des tendida aun y ahí me empezó a decir:

‘La noche que te fuiste no quería regresar a la casa porque me sentía muy solita, por eso me fui a dar una vuelta a las tiendas del centro pero no podía dejar de sentirme mal, triste’ ‘por eso llamaste al Sr. Ricardo –le dije- para no sentirte solita’ ‘si, pero dude en un principio’ ‘pero terminaste llamándole’ ‘si –respondió- cuando lo llamé le dije que me sentía muy solita porque te habías ido lejos lo único que no me gustó fue es que se empezó a reír de una manera como burlona después me dijo que si yo quería verlo y le dije que sí y fue a buscarme a Gigante (tienda de autoservicio) pasó en su coche y de ahí nos venimos a la casa, pasamos y tomamos café mientras me preguntaba a donde te habías ido y cuando regresabas etc.

No se pero note como que se burlaba con sus preguntas, luego se paro y me empezó a besar’ ‘en donde estaban’ en la sala me empezó a manosear y me desvistió después me cargó hasta acá (la recámara) yo le dije que mejor hubiera pagado un motel y se echó una carcajada y me dijo “para que si tu buey no está” cuando se me encimó me empezó a decir cosas que no me gustaron’ ‘que cosa te dijo’ ella se quedó callada como no queriendo decirme por lo que tuve que insistir ‘anda dime qué cosa te dijo siempre me has contado todo’ tomó un poco de aire y me dijo con un poco de dificultad ‘pues… me decía cosas… como… no se… él me dijo “mira aquel pendejo… tan lejos y yo aquí aprovechando…’ ‘que más dijo –le pregunté- dime que más’ ‘pues… dijo… se necesita ser pendejo de veras…’

Cuando terminó de decir esto mi esposa desvió su mirada como apenada por lo que acababa de decir y yo me sentí realmente tan pendejo como lo había dicho el Sr. Ricardo le pregunte ‘que hiciste’ ‘pues… le dije que no me dijera ese tipo de cosas, pero él se echó a reír y… pues… solo me dijo… que era la verdad’ no supe que decir ya que lo que le había dicho el Sr. Ricardo a mi esposa en parte tenía algo de verdad solo le pregunté de manera inocente por no decir estúpida ‘que estaban haciendo en ese momento’ ‘pues… respondió- él estaba encima de mi’ yo no pude más y la abracé, la besé y la empecé a penetrar como loco y de la misma manera me vine casi de inmediato, después la bese como creo que nunca lo había hecho ‘sígueme contando cómo me hicieron su pendejo’

Cuando dije esto ella me miró con extrañeza yo entre apenado y confundido le dije ‘bueno… así dice el Sr. Ricardo’ ella medio sonrió y dijo ‘pues él pasó aquí la noche y cuando amaneció me desperté yo primero y él no despertaba y pues… para despertarlo a él… pues… le comencé a chupar ahí… hasta que despertó y es que a Don Ricardo le gustó que lo despertara así, después nos bañamos y desayunamos aquí y me llevó al trabajo y me dejó a 4 cuadras para que no nos viera Don David…

Antes de bajarme de su coche me dijo que si en la noche me sentía sola otra vez que lo llamara’ yo quería imaginarme más todo tipo de escenas que pasaron durante mi ausencia le pregunte ‘se la chupaste mucho?’ me sonrió y me dijo ‘si a él es lo que más le gusta’ me empecé a excitar muchísimo y seguí preguntando ‘ se vino en tu boca’ mi esposa soltó una carcajada y me dijo ‘Ay Eduardo’ la miré fijamente y le volví a decir ‘Si se vino en tu boca verdad?, tu amante que me agarró de su pendejo’

Mi esposa se seguía riendo y desvió su mirada como apenada y a la vez como que le causaba gracia que me sintiera “su pendejo” de los dos y me dijo ‘Si’ ‘si que’ pregunté ‘Si… se vino…’ ‘en tu boca’ ‘Ay si –respondió- Si’ entonces la abracé y le di un beso y le dije ‘te amo aunque me agarren de su pendejo’ ella me sonrió, me tomó de la cara me dio un beso y con más confianza, solo me dijo ‘Aay, nuestro buey’ y se empezó a reír.

Agradezco los comentarios que han hecho llegar y aunque desgraciadamente no a todos los lectores le han gustado mis relatos, solo diré que no soy escritor y que en lo que he escrito intento solo plasmar la realidad que estoy viviendo de cualquier manera todos los comentarios son bien recibidos y reitero que agradezco todos y cada uno de los mismos.

About these ads
Esta entrada fue publicada en Relatos eroticos. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s